10 jun. 2011

Miley Cyrus DE HANNAH MONTANA A MILEY CYRUS


MADRID, 9 Jun. (EUROPA PRESS - Alba Porras)
   Fue en el 2006 cuando Disney Chanel produjo una serie con la que ha crecido toda una generación. Cinco años después esa niña ha crecido pero la estela de Hannah Montana, el personaje de su vida, ha marcado el estilo de Miley Cyrus. Respasamos la metamorfosis de una de las chicas más famosas del mundo.
   Esta cantante es sinónimo de bucles, pelo muy largo y amplia sonrisa y desde muy pequeña ya supo cuáles eran los cortes que más le favorecían. Nunca ha pecado de exagerada en el maquillaje pero lo que sí que le ha gustado experimentar ha sido con el color de su pelo.

   Sobre su tono castaño caoba ha ido añadiendo en especial muchas mechas rubias y baños de color desde el marrón chocolate al naranja panocha, sin olvidar por supuesto su mítica peluca rubia platino con la que se convertía en Hannah Montana. Miley por el momento no se ha atrevido a cortarse el pelo de forma radical y siempre ha llevado el cabello muy largo y cuidosamente rizado.
   En todas sus apariciones públicas, la artista se decanta el 99'9% de las ocasiones por llevar el pelo suelto y rara vez la hemos visto con el cabello recogido.
   Con el paso de los años, su cara ahora es más redondita y poco a poco su sonrisa se ha ido corrigiendo, no sabemos si con ayuda o no de una ortodoncia. Hannah Montana tenía una dentadura con los dientes apiñados, algo que le daba un aspecto más gamberro y desenfadado pero con el paso del tiempo se ha convertido en una sonrisa más femenina.
   Con respecto al maquillaje, Miley es de la escuela de Kristen Stewart, la de las chicas naturales, y sus looks siempre han sido muy sutiles y frescos apareciendo normalmente simulando que va con la 'cara lavada'.
   Miley ha crecido muy marcada por su carácter y no ha fallado en ningún momento a su estilo, desmostrando que es una chica auténtica y fiel a sí misma.














Reacciones:

0 comentarios: